Batallitas Navideñas 1


mesa en Nochebuena

Este año no me ha venido la inspiración navideña para el vídeo de felicitación que venía haciendo últimamente. La verdad es que he tenido tanto trabajo que sólo deseaba unos días de descanso y desconectar… Pero claro, unos días de descanso en Navidad… Comida familiar 1, Comida familar 2, Comida con amigos 1, Comida con amigos 2, Quedada vecinal 1… y así… y como una no está habituada al alterne social pues se agota 🙂

Pero pasado ya el primer “round” todo se ve más relajado.

Este año si que me ha dado por vestir la mesa de Nochebuena, me quedó monísima, aproveché para estrenar aún cosas que tenía por ahí guardadas de los regalos de boda cuando nos casamos allá por el…. No compré nada. El mantel es de la familia de toda la vida, debe tener los mismos años que yo y los adornos son los que ponía en el árbol de Navidad que este año tampoco he puesto. Me lo pasé muy bien 🙂

Además me dió por cocinar, cosa que normalmente no hago. Y animada por los “masterchef” varios me lié la manta a la cabeza y hala. A variar. Por supuesto se me nota la falta de práctica, jajaj, pero estaba bueno! Roti de ternera relleno de nueces y pasas con ciruelas pasas y manzana.

También para variar me acatarré el día 23, yo estas cosas sólo las hago antes o después, pero no “durante”, no pasa nada, ha sido leve aunque molesto, ya estoy mejor.

Y con mi estado de congestión (medio zumbada) me tocó vestirme de Santa para mantener la ilusión de los sobrinos, cosa bastante estresante porque claro, no me podían pillar… sólo verme de lejos y tal… salir corriendo, esconderme y volver a ser yo… que salía yo toda recomponiendome y me dicen “has visto a Papá Noél???” (mientras me tocaba la cara a ver si me había olvidado la barba puesta o algo…), fué divertido 🙂 (hay que comprender que no tengo niños y todas estas cosas me pillan novedosas)

Lo del temporal ha sido una castaña, la parte positiva es que me ha dejado muy limpio el porche de atrás, de hecho tengo esparcido por el jardín todo lo que tenía en él.

Y como ya está terminando el año no dejo de hacer balance y, tengo que decir, que este año ha sido estupendo para mi. He tenido trabajo, salud, he aprendido funciones nuevas con lo de las compras, y, aunque he tenido que dejar mis “solporteros” en “estanbay” como dice una proveedora (jajajaj) de repente tengo unos cuantos encargos concentrados que me hacen muchísima ilusión.

Además este invierno aún no he pasado frío con la nueva adquisición estufera, de hecho, aún no hemos puesto la calefacción…

Sin embargo también hemos tenido momentos muy tristes, como el reciente fallecimiento de un amigo-vecino, al que echaremos mucho de menos.

En fin, espero que hayáis pasado unas felices Navidades y, por si no posteo antes, os deseo una feliz salida de 2013 y mejor entrada de 2014.

Ya que me he puesto en modo “mesa decorativa” estoy pensando a ver cómo decoro la de nochevieja 😉 aprovecharé para estrenar otro mantel que tengo por ahí guardado del año de… 😉

Y tú? Has estrenado todo el menaje que tienes por ahí?? Aprovecha! Saca las cuberterías, las cristalerías, las salseras, las fuentes, los manteles y las servilletas que no usas por no mancharlos… luego a la lavadora! Utilizalo todo! Las cosas cuando las vives adquieren un poso especial que jamás tendrán guardadas en un cajón o en el altillo del armario. Aunque estés sol@, date ese gusto, mola!

Besos!

 

 


Gracias por comentar!

Una idea sobre “Batallitas Navideñas

  • noviciadalila

    Gracias por esa vitalidad que derrochas y contagias, Solete.
    Yo tengo todo estrenado en casa, no me gusta guardar nada para un futuro momento especial porque igual no llega, así que procuro hacer que “ese” sea el momentazo….
    Mencanta cómo has decorado la mesa navideña, sobre todo el lazo estirado que recorre la mesa de un lado al otro. Te ha quedado super bonito sin estridencias :D. Enhorabuena.
    Y también quiero felicitarte por ese 2013 tan estupendo que has tenido. Me alegra mucho constatar (porque saber ya lo sabía) que hay gente cercana que ha tenido un buen año… Porque hay tantos a mi alrededor que lo han tenido malo¡¡¡¡
    Ojalá el 2014 sea para ti y los tuyos el mejor de los años.
    Un beso muy fuerte y muchas gracias por la compañía y la cercanía que me has regalado durante estos últimos 365 días.